¿Cómo combatir las llagas en la lengua por ortodoncia?

Publicado por acuabitadmin el 7/02/2020. Categoría: Blog, Ortodoncia Estética

La ortodoncia soluciona los problemas de alineación dental aunque  suele ser sinónimo de heridas en la lengua y dolor. Los problemas al masticar o en el momento de la higiene bucodental son molestos.

Sin embargo, las aftas bucales son dolencias que no valoras en un primer momento pero que  generan dolor, incomodidad y sufrimiento.

Es inevitable la aparición de llagas en la boca por ortodoncia en alguna fase del tratamiento. Precisamente por eso, te vamos a dar unos consejos prácticos para que puedas prevenir, combatir y aliviar las molestias producidas por las heridas en la lengua

¿Qué son y por qué me salen llagas o aftas producidas por la ortodoncia?

Las llagas o aftas bucales son lesiones traumáticas blanquecinas que aparecen en la mucosa bucal, que pueden evolucionar en úlceras si no se tratan correctamente.

A consecuencia del roce y fricción que produce el contacto de los brackets con la parte interna de la mejilla y la lengua, se producen pequeñas heridas en la boca, las llagas o úlceras.

Recomendaciones para prevenir, combatir y aliviar las molestias de las llagas bucales

Como hemos mencionado antes, es muy probable que a lo largo de tu tratamiento de ortodoncia experimentes heridas en la lengua en forma de llagas, sobre todo los primeros días tras la colocación de los brackets.

El tipo de aparato también incide en la aparición de las aftas en la boca. Los brackets metálicos son más propensos a producir llagas que los transparentes o cerámicos que tienen formas más redondeadas.

Consejos prácticos para prevenir y curar las llagas bucales por ortodoncia

  1. Aplicar cera dental para ortodoncia. Sobre todo los primeros días para reducir la fricción y el roce traumático de los brackets con la parte interna de la mejilla y la lengua. Las ceras dentales son sencillas de aplicar y reducen considerablemente la fricción de los brackets con las partes sensibles de la boca, ayudando prevenir la aparición de las llagas.
  2. Aflojar ligeramente  los brackets. Siempre debe hacerlo el dentista
  3. Utilizar soluciones con base de hidrocloruro de bencidamina. Cuando las llagas aparecen hay que tratarlas para evitar que se conviertan en úlceras bucales y sean aún más dolorosas y molestas. Aplicar con leves toques con un algodón para aliviar el dolor
  4. Usar probióticos. Ayudan a reestablecer y reequilibrar la microflora bucal.

También puedes recurrir a los tradicionales remedios caseros para curar las llagas. El agua con sal. Uno de los clásicos, sencillo, rápido y efectivo para combatir las heridas en la boca.

Prepara un vaso con agua y una cucharada con sal y haz unas cuantas gárgaras durante 30 segundos. Repite esta acción en varias ocasiones y notarás sus efectos.

Conclusión

Las llagas en la boca por ortodoncia son prácticamente inevitables, sobre todo los primeros días del tratamiento, pero gracias a estas recomendaciones generales evitarás en algunos casos la aparición de las heridas o, por lo menos, minimizarás sus molestias.

Recuerda: ¡Sin sacrificio no hay recompensa!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

Utilizamos cookies propias y de terceros para ofrecer a nuestros visitantes una forma más cómoda y eficiente a la hora de navegar por nuestro sitio web.
Al utilizar nuestro sitio web acepta el uso de cookies. Entendido Más información