¿Qué es el blanqueamiento dental?

Publicado por acuabitadmin el 1/08/2019. Categoría: Blanqueamiento de dientes, Blog

Un blanqueamiento dental es uno de los tratamientos estéticos más demandados, el cual se aplica directamente sobre la superficie de los dientes, con el objetivo de aclarar la tonalidad de cada una de las piezas dentales.

Con el paso del tiempo el esmalte dental es habitual que pierda su color y tienda a oscurecerse, debido a los diferentes alimentos y bebidas que consumimos en nuestro día a día, lo que provoca una sonrisa menos estética y un color más amarillento.

El blanqueamiento dental se muestra como la mejor solución para recuperar el color natural de los dientes, eliminando del esmalte todas aquellas sustancias y partículas que provocan la decoloración de las piezas dentales.

¿Por qué se oscurecen los dientes?

Son diferentes las causas que pueden provocar el oscurecimiento de nuestros dientes y la pérdida del blancor natural, aunque principalmente la falta de higiene bucal es la más habitual, así como el excesivo consumo de productos que pueden alterar la tinción dental, provocando la aparición de manchas intrínsecas o extrínsecas.

Las manchas intrínsecas, conocidas también como endógenas, se caracterizan porque afectan a los dientes desde su fase de formación, incluso antes de que lleguen a erupcionar, y por lo general están provocadas por el consumo de determinados medicamentos, hipoplastia del esmalte, falta de vitaminas o fluorosis.

También son manchas intrínsecas aquellas que aparecen a causa de un golpe, fracturas o por el paso del tiempo, que provocan que el diente adquiera una tonalidad más oscura.

Por otro lado están las manchas extrínsecas – exógenas –, que aparecen debido al contacto de los dientes con determinados agentes pigmentadores que están presentes en ciertos alimentos, en bebidas como el café o el vino, y en otro productos como el tabaco.

¿Qué tipos de blanqueamientos dentales existen?

Blanqueamiento dental en la consulta

Por un lado está el blanqueamiento dental que se lleva a cabo en la consulta del dentista, para el cual se aplica un agente blanqueador, mediante una fuente de luz.

Para este tipo de blanqueamiento es necesario realizar una profilaxis previa y revisar la salud de la cavidad oral. Después, se aísla la zona a tratar y se aplica el agente blanqueador.

Es posiblemente el blanqueamiento más eficaz y seguro, ya que estás en todo momento bajo supervisión del dentista.

Blanqueamiento ambulatorio

Por otro lado está el blanqueamiento ambulatorio con supervisión del dentista, el cual se realiza el paciente mismo en su propio domicilio, siguiendo las indicaciones del dentista. Aquí también es necesario realizar una profilaxis previa, así como revisar la salud de la cavidad oral.

El dentista elaborará una férula a medida de la boca del paciente, en la que se aplicará el agente blanqueador, para así evitar cualquier posible contacto con los tejidos periodontales.

Blanqueamiento en dientes no vitales

Y también está el blanqueamiento en dientes no vitales, que pierden el color debido a la presencia de productos hemáticos o bacterianos dentro de los conductos.

Este blanqueamiento se debe realizar en la consulta del dentista, procediendo a eliminar los agentes decolorantes y el tejido necrótico de la cámara pulpar.

Para realizar un blanqueamiento de dientes no vitales existen dos opciones disponibles: la técnica inmediata o la técnica ambulatoria.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

Utilizamos cookies propias y de terceros para ofrecer a nuestros visitantes una forma más cómoda y eficiente a la hora de navegar por nuestro sitio web.
Al utilizar nuestro sitio web acepta el uso de cookies. Entendido Más información